Conoce a Doña Maura, una mujer que se resiste al gasoducto Tuxpan-Tula

Doña Maura camina entre el maíz que ha cultivado, revisa cuidadosamente cada hoja para asegurarse que no haya plagas, ve con orgullo las mazorcas que han comenzado a salir: “Aún están tiernas, les falta tiempo”, concluye. En la última semana no ha llovido, ella espera que pronto lleguen las lluvias para que su cultivo crezca y así tener alimento para el próximo año.

La fuente de sustento de Maura Aparicio Torres está en grave peligro: la mujer de 47 años puede perder su terreno. Ella recuerda con tristeza cómo una tarde después de trabajar en el campo, encontró a un hombre caminando entre sus maizales, pisando sin cuidado sus cosechas, observando, tomando nota. Este hombre volvió días después para exigirle los papeles que validaran la propiedad del terreno con la única explicación de: “Vamos a construir un gasoducto”.

Sigue leyendo:

http://projekte.jonamag.de/lossinvoz/es/voluntad-de-piedra/